¿Qué riesgo tiene ser root?

El procedimiento del root parece estar en cada página y en boca de todos, muchos se concentran en demostrar cómo se logra hacer o cuáles son sus ventajas, pero pocos hablan de los riesgos o contraindicaciones de conseguir este estado para el móvil o para la Tablet. Por eso, la intención de este artículo es describir el Riesgo root para que quienes deseen realizarlo sepan de los posibles problemas.

Pero, antes que nada hay aclarar lo que es el root. Cuando hablamos de rootear o ser usuario root nos referimos a desbloquear un estado de control sobre todos los archivos del SO para que de esta forma tener un acceso total para cambiar, ajustar o eliminar datos en el sistema operativo.








Por lo general, a este tipo de usuarios se les refiere como Superusuario ya que tiene el permiso de administrador y como mencioné anteriormente, tienen un control sobre prácticamente todos los archivos del sistema.

Suena bien llevar el manejo total del dispositivo, pero esto puede ser en cierta manera arriesgada o en ciertos casos contraproducente. Por eso explicaremos los inconvenientes que generalmente vienen con el rooteo.

¿Cuál es el Riesgo root?

                                                                                          

Todo depende del dispositivo


En el internet podemos encontrar un montón de formas y guias para lograr hacer el rooteo del teléfono, gran variedad de apps de un solo clic, programas para computadores para desbloquear los dispositivos, entre otros métodos para conseguirlos.

Es que si para ser root fuese de la misma manera para cada sistema no habría necesidad de tantos métodos, pero lo cierto es que la consecución de este estado depende del dispositivo, en algunos es más difícil que en otros, en especial aquellos modelos más novedosos y costosos.





Pero el Riesgo root recae realmente, en que al hacer distintos métodos fallidos o que no funcionen para ese sistema en específico se puede perjudicar al mismo, por lo que siempre se debe investigar a fondo antes de ejecutar esta acción.

El sistema se hace vulnerable


Convertirse en un superusuario suena realmente atractivo, pero si bien desbloquear el acceso a los archivos del núcleo del sistema ofrece miles de ventajas, también pone en descubierto al mismo frente a los malware y virus.

De hecho, este bloqueo de archivos que viene de fábrica se hace también para evitar estas circunstancias en las cuales el dispositivo queda vulnerable. Estos virus pueden llegar fácilmente mediante la navegación regular o también al descargar alguna app y darle los permisos para modificar el sistema, por eso hay que ser muy cuidadoso cuando se esté realizando este procedimiento.

Problemas con la actualización mediante OTA


Uno de los mayores inconvenientes que expresan la mayoría de los administradores o personas que son superusuarios es el hecho de las actualizaciones. Sucede que cuando se realiza el root el sistema detecta un cambio que inhabilita las actualizaciones oficiales de forma automática.

No conforme con esto, es posible también que al intentar realizar la actualización por cuenta propia y conseguirlo, es probable que esto elimine el rooteo, por lo que se habría de volver a realizar el método.

Irregularidades del sistema


Si bien se conoce que el procedimiento del rooteo se hace con el fin de aprovechar al máximo las capacidades de un dispositivo inteligente, optimizarlo y personalizarlo, la verdad es que también puede surgir una gran inestabilidad a partir de este.





Realmente no viene con el root, si no del descuido de un usuario root lo que genera las irregularidades en el dispositivo. Ya que al brindarle el acceso a ciertas apps, estás en su acción pueden consumir mayormente la batería del aparato o ralentizar si no se sabe manejar apropiadamente a estas. Por eso hay ser muy atento en el control que se confiere.

 El dilema de la garantía


Si hay que resuena en los oídos de quienes desean hacer el rooteo es la garantía, se trata del Riesgo root más conocido de todos, pero realmente esto es variable. Lo que sucede es que cada vez que se realiza este procedimiento se aumenta el contador de flasheo de 0 a 1, lo que se interpreta como una modificación que anula la garantía del dispositivo.

De esta manera se perdería el derecho a la asistencia técnica para el aparato, sin embargo, esto depende del proveedor, algunos lo permiten y otros no, pero de igual manera, el rooteo es reversible y existen formas no muy extenuantes de devolver el contador de flasheo a su cuenta original para que así no se pierda la garantía.

La incompatibilidad con ciertas apps


Otro Riesgo root que puede parecer algo contradictorio es la incompatibilidad que se puede producir por consecuencia de este procedimiento. Lo que sucede, es que como una forma de combatir la piratería, distintos desarrolladores logran hacer que la aplicación sea incompatible con el sistema si se detecta un cambio de este tipo.

Realmente, esto no es muy común, pero no obstante puede sucederé por lo que obviamente representa un problema. Por lo que no sería asombroso hallar algún juego u otro tipo de app que de error al abrirlo luego de haberlo descargado.

 El riesgo root


Queda claro el Riesgo root es considerable, pero más que todo para aquellos usuarios inexpertos o que no han investigado lo suficiente, el hecho es que este estado de controñ brinda tantos beneficios como complicaciones como todo en la vida en general.

Nada es perfecto, pero no hay que temer por ello. Si se gusta de ser un usuario root pues hay que asumir los riesgos y por supuesto ilustrarse bien alrededor de este tema, para aprovechar al máximo toda la capacidad que el root te confiere y así potenciar tú teléfono inteligente o Tablet Android.





Cómo dicen por ahí, con un gran poder viene un gran responsabilidad y el root es un mundo abierto de posibilidades el cual se debe caminar con cuidad. Pero siempre habrá información para respaldar su uso apropiado y así conocer cuales son las mejores aplicaciones y herramientas que no alteran el funcionamiento del sistema y que de hecho lo mejoran.


No hay comentarios.